Sede central

Tras años de planificación y reformas, en la central de Oestrich-Winkel se ha convertido un antiguo almacén en una extraordinaria central desde la que se distribuyen productos a toda Europa.

Wilde Village ofrece 1400 m² de superficie para aprox. 60 empleados y oficinas de equipamiento moderno combinado con materiales exóticos como bambú en las que se respira una atmósfera agradable e inspiradora.

En la llamada «Plaza del mercado», situada en pleno centro de Wilde Village, se fomenta el intercambio teórico y creativo en un clima comunicativo distendido. Además, existen unas zonas de descanso separadas en las que poder relajarse cómodamente y los empleados de los distintos departamentos se reúnen en pequeñas islas con espacio para hasta cuatro personas que facilitan una comunicación directa y personal entre ellos.

Para WildeGroup, el diseño de los puestos de trabajos es un paso importante para el futuro y una clara apuesta por Alemania como sede de producción. En la central, situada en la bonita región alemana de Rheingau, trabajan actualmente unos 160 empleados.